Cómo detectar pulgas en tu mascota
SALUD Y BIENESTAR

Cómo detectar pulgas en tu mascota

Cómo detectar pulgas en tu mascota

Descubrí cómo detectar pulgas en tu mascota lo antes posible para así atacarlas cuanto antes.

Contrariamente a lo que el común de la gente cree, nuestras mascotas no se contagian habitualmente las pulgas de otro perro o de otro gato, sino que las adquieren del medio ambiente que frecuentan, no solo cuando salen de paseo al exterior, sino muchas veces dentro del mismo hogar que habitan.

Las pupas de pulga acechan en el ambiente, esperando que un perro o gato aparezca para luego eclosionar y saltar directamente sobre ellos. Las pupas de pulga pueden mantenerse latentes en el medio ambiente, en ocasiones durante meses, esperando condiciones climáticas favorables o la presencia de nuestras mascotas para eclosionar.

Las pulgas están en pleno auge durante el verano cuando el clima es más cálido, pero el riesgo de tenerlas se mantiene todo el año ya que pueden reproducirse dentro de nuestro hogar en épocas de clima frio.

¡Independientemente de la época del año, las pulgas esperan escondidas dentro de la casa o en parques y jardines, de manera que es importante que revises a tu mascota regularmente, por si alguna de ellas, ya se ha subido!


Cómo detectar pulgas: síntomas principales 

Para ayudarte a convertirte en el mejor “detective de pulgas”, te damos algunos de nuestros mejores consejos:

Revisá a tu mascota a diario; elegí un momento en que el animal esté tranquilo y relajado, quizás después de una siesta o de un buen paseo.

Peiná suavemente el pelaje, sobre todo en las zonas que son focos de pulgas, como alrededor de la cabeza, por el dorso hacia abajo y alrededor de la cola.

Si tu mascota tiene el pelo espeso o largo, separá el pelaje con un peine y examiná alrededor de las raíces de los pelos. A las pulgas adultas les encanta permanecer ahí y es posible ver sus excrementos.

Pero, ¿cómo detectar pulgas y estar seguros? Es fácil confundir partículas de tierra con excrementos de pulgas, ya que se parecen mucho. Por lo tanto, si no estás seguro, simplemente peiná el pelo sobre un paño húmedo. Si se trata de excrementos de pulga, verás un halo rojo alrededor de los excrementos negros (eso es sangre no digerida).

La picazón, los rascados y el exceso de acicalamiento son signos que pueden delatar la presencia de pulgas en tu amigo de cuatro patas. Además, si tu mascota es alérgica o sensible a ellas, podés observar llagas con costras en su piel, pelos rotos, ¡Incluso zonas en las que se ha caído el pelo!

Recordá que el hecho de que no veas ninguna pulga adulta no significa que tu mascota no tenga, ya que a menudo son difíciles de detectar o tu mascota puede haberlas eliminado con el acicalamiento.

La ingesta de estos molestos parásitos puede generar enfermedades, no dudes en consultar a tu veterinario para evitar estos problemas.

Por lo tanto, protegé a tu mascota de las indeseables pulgas, revisándola a diario y usando Frontline® mensualmente.

©Frontline es marca registrada del Grupo Boehringer Ingelheim.